16 marzo 2007

¿Cuándo escribiré fin?

1.
Hace meses que no escribo ni una línea. Tengo la historia en la cabeza, las cuatro partes delineadas (claro, siempre faltan detalles, una resolución lógica de las situaciones), los finales de cada una para que todo cierre, para decir eso que quiero. Pero no me puedo sentar y hacerlo. No puedo tener dos horas (para corregir, releer y continuar con ese tono) y otras cuatro (o lo que sean) para escribir durante la noche hasta el amanecer. Pero ayer, mientras caminaba por Villa Urquiza, un día gris, se me ocurrió un nuevo personaje, una nueva situación. Algo que faltaba. Una pieza. Es eso. Eso necesita el personaje (secundario, éste) para irse de un portazo de esa fiesta. Algo que lo haga cambiar, para siempre.
2.
Acabo de bajar al archivo. Ese lugar frío, gris (todos diarios viejos, esas voces), me interesa. No sé si lo dije alguna vez, pero me encanta guardar papeles inservibles (o no). Tengo un espíritu cartonero. De chico guardaba los papeles de ingeniería de las carpetas de mi padre. No sé qué me gustaba de ellos. Quizás la letra de él (años después se la copié). Desde siempre (todavía las tengo) guardé las revistas pseudo científicas (Conozca Más, Muy interesante) porque deliraba con esas historias (excavaciones en Egipto, ¿existen los extraterrestres?). Y aún deliro. ¿A qué viene todo esto? Archivo. Voces. Paso las páginas y leo las noticias de otra época. Me gusta.
3.
Me propuse avanzar con la novela este domingo. Todo el domingo dedicado a ella.
Quiero escribir: fin.

9 comentarios:

Pol Capillas dijo...

Vengase nomás, este sábado a medianoche, comuniquese con ex para mas información o pongame un correo a polcapillas@yahoo.com.ar y le paso toda la data, festejamos a dúo con Lautaro Vilo y lo esperamos con gusto.

a. prats dijo...

Las lágrimas son de emoción, Pol. Desde ya le digo: felices diecinueve.

Lu dijo...

Felìz cumple, a Pol?

Pol Capillas dijo...

Gracias,ya la envie la data a Oh, los espero.
Gracias Lú, el martes 13 celebré una gran cantidad de años (sumele 17) a los que me otorga Prats!
Y esta noche es fiesta, claro.

Julia dijo...

Ahora comprendo lo del archivo.

Hoy estuve con "Conzi", su colega en el libro de cuentos policiales. Leímos su cuento y la prosa de "Conzi" (así lo llamo pues no recuerdo su apellido) me pareció fabulosa y de una fluidez envidiable.

Estuve reflexionando acerca de Solo tres y debo hacerle una devolución digna. No volví a leer el cuento, sólo pensé en él.

Así es, Prats. Que tenga un lindo sábado a la noche, no se emborrache en lo de Pol ni se lleve groupies a su casa. Bah, por qué no? Besos.

naoko. dijo...

A mi también me fascinaban de chica las historias de revistas como Conozca Más y Muy Interesante. De hecho, cuando leí Kafka en la orilla, el fragmento de las lluvias de peces me recordó, entre otras cosas como Magnolia, a las noticias sobre lluvias de cosas raras que salían en esas publicaciones.


Qué lindo cuando se escribe una novela y ocurren esos milagros, como la aparición de un personaje.


Por cierto, hace rato quería decirte que -no comprendo por qué- se me borró todo de la casilla de gmail (ahhh, cientos de mensajes que quería conservar) y entre ellos el suyo con el cuento de Murakami. Por eso no se lo respondí, ni pude leerlo bien, imprimirlo, guardarlo, ser feliz y demás.

besos.

sol dijo...

suerte con eso

a. prats dijo...

Naoko querida: No se preocupe, se lo volveré a mandar. La verdad es que esas revistas y esa ingenuidad era maravillosa.
Julia: le agradezco sus comentarios. Espero una devolución digna de sus reflexiones. De lo que ocurrió anoche, prefiero no hacer comentarios.

a. prats dijo...

O sí, los comentarios están por llegar.
Bienvenida, Sol. ¿Cómo está usted?